¡De Paseo pal Peñol y Guatapé!

En el año de 1714 se fundó El Peñol en el sitio que conocimos como “Viejo Peñol”, donde permaneció hasta el año de 1978, cuando se efectuó el traslado a la nueva cabecera. En la plaza principal se levantaba un templo construido por la misma comunidad de mediados del siglo XIX.

Este municipio se convirtió en destino turístico después de que gran parte de su territorio fue inundado para la construcción del embalse de El Peñol – Guatapé y el casco urbano tuvo que ser trasladado.
Los deportes náuticos se practican a diario y atractivos naturales como la Piedra del Marial hacen parte del amplio portafolio de posibilidades turísticas que ofrece esta municipalidad.

La piedra del Peñol es uno de los atractivos turísticos más visitados del oriente antioqueño, desde la altura de 200 metros se pueden divisar fabulosas panorámicas. Esta piedra se encuentra ubicada en medio del embalse más grande de Colombia y está adecuada para el ascenso hasta la cima, obteniendo así maravillosos paisajes.

Por el embalse se pueden hacer recorridos en barco o lanchas, donde podrás divisar grandes paisajes, incluida la cruz de la iglesia del viejo Peñol, señal de que allí yace un pueblo. Es el punto que marca el lugar donde hasta 1978 se encontraba la iglesia del viejo Peñol, el municipio del oriente del departamento de Antioquia que desapareció con el fin de convertirse en parte de un depósito diseñado para contener 1.220 millones de metros cúbicos de agua.

Luego de ser inundados por el río Nare, algunos de los valles más fértiles de la región pasaron a ser el fondo del espejo de agua más grande del país. Como resultado, 6.365 hectáreas de tierra cultivable se transformaron en una vasija gigantesca para contener agua y, con el paso de los años, en un sitio atractivo donde es frecuente ver pequeños barcos llenos de turistas.

En el parque principal de la réplica del viejo Peñol hay tiendas que ofrecen de todo: sombreros, gorras, mochilas y gafas oscuras; imitaciones en miniatura de esculturas de Fernando Botero; jugos de frutas, empanadas, helados, café y aguardiente.

El viaje entre Medellín y el municipio de El Peñol se efectúa por tierra y dura aproximadamente dos horas. El recorrido es bastante curvo, por lo que es aconsejable que quienes se mareen fácilmente tomen las precauciones que crean convenientes.

La réplica del viejo Peñol es muy distinta del conjunto de construcciones que reemplazó al pueblo antiguo, que había sido fundado el 20 de junio de 1714. Mientras la copia conserva las líneas arquitectónicas de varios municipios antioqueños y rescata los colores en las fachadas y en los balcones, el nuevo tiene el aspecto de un barrio cualquiera de una ciudad populosa.

Un lugar que no puedes dejar de visitar y conocer. Con maravillosos paisajes, deportes acuáticos y extremos, cultura, deliciosos manjares, y muchos lugares para visitar. Un destino para visitar en familia, para pasar tardes domingas o festivas y salir de la rutina diaria que nos deja la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *